Lo que mal empieza…

Últimamente ando algo desganado y me da palo hasta pensar en las subidas. No se si serán estos cambios de tiempo, que me hago viejo o vete tu a saber que. La cuestión es que César había propuesto… Si no es Sant Elies. ¿Que puede ser?…
Exacto!!! Can Pere Poc!!!

Y yo con estos pelos!!!
Así que con mas pena que gloria salgo el domingo en pos de una nueva ruta. Charli ya avisó que no venía porque tiene pupita de la última salida. Del tirón hasta el 3JJJ expectante de que no viniera nadie, o por lo menos César, y así poder hacer un paseillo. Pero mi gozo en un pozo, ya que nada más llegar aparece César.
Saludos cordiales y empezamos, entre risas y cachondeo, un tira y afloja a ver quien se lleva el gato al agua y quien decide la ruta.
Juan Carlos también hace acto de presencia y en último lugar llega Dani…
UFFF!!! Malas compañías para dar un paseillo.

Finalmente consigo evitar Can Pere Poc, pero no el subir hasta Can Riera de Ciuret.
Arrancamos dirección Santa Maria de Palautordera, Palau para abreviar, por la pista de siempre. El llaneo a ritmo de inicio de ruta me sienta bien, aunque sigo haciéndome la víctima. Pillamos la pista para subir a Mosqueroles y empiezo a despedirme de la peña.
-Nos vemos arriba.
Juan Carlos me dice que me va a hacer de escudero toda la ruta para que no me pierda. En la primera rampa un poco seria me lo tomo con mucha calma y llego arriba algo descolgado, pero hay parada para quitarse la ropa de abrigo que empieza a sobrar.

De Almorcistas
De Almorcistas

Continuamos hasta Mosqueroles y ciertamente Juan Carlos e incluso César y Dani suben a un ritmo cómodo para mi. Por lo que llegamos agrupados a la carretera, por donde continuamos un corto tramo para enlazar con otra pista.
El inicio de la pista lo recordaba más duro, aunque sigue sin ser fácil. A media subida adelanto a Dani que se había parado, poco después me vuelve a adelantar y un poco más arriba acabo pie a tierra, casi al final de la subida.
Nueva parada para reunirse y vuelta a los pedales. Un poco de llaneo para hacernos confiar y una nueva rampa que empieza suavita y poco a poco se va encabronando. César acaba pie a tierra y Dani y Juan Carlos que iban detrás acaban igual. Veinte metros mas atrás yo ya caminaba y empiezo a protestar de que me han hecho parar.
Mientras se lo piensan llego a su altura y los adelanto. A pie of course. Cuando oigo que se ponen en marcha me giro y ya suben los cuatro montados… Un momento!!! ¿¿¿Los cuatro???
Me fijo mejor y hay tres maillots almorcistas y la chaqueta roja de Juan Carlos… Pero… Ah!!! No!!! El de rojo no es de los nuestros!!!
Les explico el chiste pero no les hace gracia y siguen subiendo. Que poco sentido del humor hay en este bosque.
Por detrás veo a los dos compañeros del de rojo y continuo mi camino. A pie of course.
Al finalizar la rampa hay un llaneo y una nueva rampa que se las trae. Juan Carlos acaba cuerpo a tierra a dos metros de la cima y del ciclista de rojo.
Llegamos el resto como buenamente podemos y salimos a una pista ancha y mas llevadera. Dejamos al ciclista de rojo esperando a sus colegas mientras nosotros nos ponemos en marcha.

Esto es otra cosa. Dani y César han abierto hueco y Juan Carlos sigue en sus trece de seguir a mi ritmo. Unos leñadores están quitando un árbol caído en medio de la pista y hemos de bajarnos de las bicis para sortear el árbol. César y Dani nos esperan justo detrás y volvemos a los pedales todos juntos. Poco antes de salir a la pista de Can Riera de Ciuret me adelanta el trío que habíamos encontrado antes. Justo en la pista veo que están todos parados, como no hace mucho que hemos parado, voy bien y se que no queda mucho, ni malo, de subida decido saltarme la parada y continuar.
El resto de la expedición me da alcance enseguida y empezamos la bajada a la Costa del Montseny todos a la vez.
Como subiendo voy el último, bajando no voy a ser menos y tardo poco en quedarme solo. Deportista completo que es uno…

De Almorcistas

En la Costa del Montseny parada para reunirnos y buscar la segunda parte de la ruta, el GR-5 que lleva hasta el pueblo del Montseny.
Yo ya he tenido bastantes emociones por hoy y para como se me presentaba el día creo que he superado con creces mis expectativas. Por lo que decido continuar por carretera hasta Can Manel. Les dejo el mapa que llevo del Montseny, por si tienen dudas y carretera y manta.

De Almorcistas

Al empezar a bajar noto que hace frío y paro a ponerme el cortavientos. Bajada fácil y descansada por carretera. Un pequeño tramo de subida también por carretera y ya estoy en Can Manel.
Soy el primero por lo que toca esperar. Al momento aparecen en coche Charli, Esteban, Manolo y Pons.
Hace buen día, así que almorzaremos en la terraza. Cervecita mientras esperamos al resto. Y cuando llegan almuerzo de los que dan nombre al grupo con postre y todo. Agradable charla con tiempo para las anécdotas y explicaciones de lo divertido del GR-5 desde la Costa al Montseny.

De Almorcistas

Con la panza llena descenso agradable por carretera hasta Sant Esteve, donde un grupo de exaltados nos animan a nuestro paso por la población. Y terminamos la ruta con la cervecita de los campeones en Sant Celoni.

Así que lo que mal empieza, tampoco tiene porque acabar mal 🙂

Datos de la salida:
38.80 km recorridos en 2:31:52 de tiempo de bicicleta a una media de 15.33 km/h.

Mapa y track de la salida en http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?&id=1510069

Anuncios

Un pensamiento en “Lo que mal empieza…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s